Posse y Katopodis en el juego de las diferencias: obras para todos y todas

Ambos funcionarios supervisaron las principales obras que se realizan en el distrito financiadas por el gobierno nacional

Foto: El radical Posse y el peronista Katopodis sanjan la grieta generando obras para la comunidad


A diferencia de lo trascurrido durante los años del gobierno de Cambiemos, en que gobernaciones municipios y que no eran del mismo tinte político no recibían inversiones para obras para la comunidad, el gobierno de Kiciloff y de Alberto Fernández, no discriminan. Así es como municipios de la Zona Norte gobernados por intendentes de Juntos (Vicente López, San Isidro y Tres de Febrero) se ven beneficiados con las obras públicas. En realidad, es lo que corresponde. Sin embargo, Macri y Vidal pretendieron construir alentando la grieta y discriminando. De ahí la importancia de que ayer, el intendente de San Isidro, el radical Gustavo Posse, y el ministro de Obras Públicas de la Nación, Gabriel Katopodis, estuviera supervisaron las principales obras que se realizan en el distrito.

Para dimensionar de que se habla cuando se objeta al macrismo por alentar la grieta y generar la cultura de la venganza, bien vale lo que muchos intendentes recuerdan: edificios del plan Procrear no fueron terminados por aquel gobierno tan solo porque se los había construido en tiempos de Cristina Kirchner.

Ambos dirigentes, estuvieron recorriendo la calle Almirante Brown, en el centro de San Isidro, donde se están realizando los trabajos para construir un nuevo paso bajo nivel. La obra también incluye la puesta en valor de la zona céntrica, con parquización y una nueva plaza.

Posse y Katopodis también estuvieron en Beccar para monitorear las tareas de la construcción del desagüe pluvial aliviador Alto Perú. Una mega obra que se extenderá a lo largo de 23 cuadras, para ampliar el sistema de drenaje y evacuación de excedentes pluviales de todo el Partido.

El jefe comunal y el ministro finalizaron su visita en Martínez, donde supervisaron los trabajos de repavimentación de la calle Dardo Rocha, que abarcarán unas 38 cuadras, entre las avenidas Santa Fe y Fondo de la Legua.

“Estas obras son en conjunto entre Nación y el municipio para mejorar la calidad de vida de los vecinos. Los dirigentes debemos trabajar juntos más allá del color político. La obra pública, además de los beneficios que le trae a la gente, también ayuda a empujar la economía al generar empleo local”, señaló Posse, tras terminar la recorrida y dialogar con los vecinos.

Por su parte, Katopodis completó: “Siempre es muy importante visitar San Isidro y trabajar con el intendente Gustavo Posse para acordar las prioridades de la ciudad y que desde el Gobierno Nacional, con el trabajo coordinado con el Municipio, estamos encarando. Las obras que recorrimos hoy van a resolver la circulación, las inundaciones y cambiar el día a día de los barrios, pero fundamentalmente significan empresas y una rueda de la economía que se va moviendo para crear más trabajo, que es nuestro objetivo”.