Hechos, no palabras: 110 familias escrituraron sus viviendas

Fueron beneficiadas gente de Benavídez, Rincón de Milberg, Don Torcuato, Tigre centro, General Pacheco, Ricardo Rojas, El Talar, Troncos de Talar, Islas y Dique Luján


Nada más estimulante, y alentador que tener la tranquilidad de tener garantizado el techo. Así lo dejaron en claro las 110 familias de Tigre que recibieron la escritura de sus viviendas tras años de transitar pasillos. Esto se concretó mediante un acto llevado adelante (ayer) en el Teatro Pepe Soriano de Benavídez. El mismo estuvo encabezado por el Julio Zamora; también por la concejal Gisela Zamora.


Además de la entrega de escritura, el jefe comunal acordó colaborar en la urbanización y escrituración de 96 lotes en el barrio "Nuestros sueños hechos realidad" de El Talar. De acuerdo con lo expresado por el intendente, cada lote contará con servicios vitales. “Se trata de un acompañamiento brindado desde el Municipio en una articulación público-privada”, aclararon desde el municipio.


"Compartí con los vecinos una firma de escrituras que trae la posibilidad de que cumplan el sueño de tener la casa propia, además de poder declararla como bien de familia para evitar que alguna deuda o crédito pueda socavar ese derecho que tienen a la vivienda propia. También firmamos un convenio con un barrio de El Talar para que en el futuro cada vecino tenga su escritura. Es un trabajo que viene realizando el Municipio junto a la Provincia de Buenos Aires de manera muy enérgica en todos los barrios", destacó Zamora.

Y agregó: "Estamos trabajando junto al área de regularización dominial en cada barrio. Buscamos seguir construyendo la ciudad que queremos, donde todos los vecinos tengan acceso a los servicios y como gestión municipal seamos una polea de transmisión de sus necesidades".


Fueron beneficiadas familias de: Benavídez, Rincón de Milberg, Don Torcuato, Tigre centro, General Pacheco, Ricardo Rojas, El Talar, Troncos de Talar, Islas y Dique Luján. En el evento también se suscribieron títulos de Protección a la Vivienda y protocolizaciones de inmuebles fiscales.

La firma se realizó en el marco de la Ley 10.830, una operatoria de interés social para aquellas familias e instituciones sin fines de lucro que por cuestiones económicas no han logrado escriturar en forma particular. El trabajo se articula con la Escribanía General de Gobierno de la Provincia y persigue el fin de llevar tranquilidad a las familias que regularizan de esta manera la situación dominial de sus viviendas