Evasores seriales, casta empresarial: ARBA pone el foco en hipermercados, mayoristas y minoristas

En acción conjunta con el Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica, más de 200 inspectores salen a fiscalizar y detectar maniobras de evasión tributaria, verificar el traslado de mercaderías y controlar el cumplimiento del programa Precios Cuidados.


A esta altura del partido y con la ratificación del dueño de la gran cadena de supermercados La Anónima de que para combatir la inflación remarca precios todos los días, nadie puede poner en dudas que el alza de precios es generada principalmente por fabricantes y cadenas de intermediación. Nada nuevo bajo el sol. Lo nuevo es que el gobierno de la provincia de Buenos Aires instruyó a la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires (ARBA) y al Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica en poner el radar fiscalizador sobre hipermercados, mayoristas y minoristas.

Seguramente, en esto de que tributen los que más tiene, un paso relevante será cobrarles a tenedores de campos tasas inmobiliarias acorde a lo que dichas propiedades generan en términos económicos. No es ningún secreto que un departamento de dos ambientes en Martínez paga más que un campo valuado en millones de dólares. Cuando Kicillof quiso avanzar sobre esta reforma tributaria, el bloque de Juntos se opuso.


De este modo, el quipos de fiscalización de la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires y del Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica iniciaron una serie de operativos conjuntos sobre hipermercados, mayoristas y minoristas que operan en territorio bonaerense para detectar maniobras de evasión tributaria, verificar el traslado de mercaderías y controlar el cumplimiento del programa Precios Cuidados.


Las acciones se realizan de forma simultánea en cadenas de supermercados y distribuidoras ubicadas en La Plata, San Miguel, Vicente López, Tandil, Bahía Blanca, Mar del Plata, Martínez, Moreno, Chacabuco, Trenque Lauquen, Salto, Esteban Echeverría, Ezeiza, Ituzaingó, Munro, Moreno y General Rodríguez, entre otras localidades del interior, zona metropolitana bonaerense y también la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.


El foco está puesto en la fiscalización de los principales centros de distribución de las cadenas con el fin de observar si el traslado de mercaderías cumple con los requisitos legales exigidos y si cuenta con la correspondiente documentación de respaldo.


Del mismo modo, otra parte de los equipos de fiscalización de ARBA se enfocan específicamente en el control de la evasión y elusión tributaria, analizando, entre otras cuestiones, maniobras tales como sub-declaración o triangulación de ingresos o bien asignación de base imponible a actividades con alícuotas más bajas declaraciones juradas que las correspondientes. También notifican deudas entre quienes registran incumplimientos fiscales.


En cuanto al trabajo conjunto entre ARBA y el Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica, se trata de una labor articulada del gobierno provincial que apunta a verificar el cumplimiento de los acuerdos vigentes, analizar si hay productos faltantes en las góndolas y detectar posibles maniobras en la formación de precios.


Este conjunto de acciones busca profundizar los controles que ejerce la Provincia sobre la cadena de distribución, venta mayorista y minorista de supermercados, que incluye a las 15 principales empresas del sector.


Del operativo simultáneo, que se extenderá toda la semana, participan más de 200 agentes que se despliegan en distintos puntos del territorio bonaerense y realizan controles en sucursales de La Anónima, Toledo, Coto, Nini, Makro, Cencosud, Carrefour, Changomás y Cooperativa Obrera entre otras empresas.



300x250.gif
350x320 junio.gif