Se cae uno de los mitos de la derecha desestabilizadora

La emisión monetaria no genera inflación, así lo describió el presidente de la Reserva Federal estadounidense (FED), Jerome Powell

Foto archivo: Ex ministro Nicolás Dujovne y la ex del FMI

No es una matriz nacional. A no entusiasmarse los enrolados en la corriente neoliberal que considera que la maquinita del Banco Central es generadora de inflación. Aun cuando monten relatos desestabilizadoras u organicen marcha contra el gobierno, y alienten climas e intenciones golpistas, el argumento de que la emisión monetaria genera inflación no es cierta. Así lo acaba de lacrar el presidente de la Reserva Federal estadounidense (FED), Jerome Powell.

Advirtió, ayer, martes 6 de octubre, que "la maquinita" de la expansión monetaria seguirá activa para contrarrestar los efectos de la pandemia de la COVID-19 sobre la principal economía del mundo. A pesar de que la maquinita esta que estalla, en los EE.UU el marco inflacionario para el corriente año no es un tema que preocupe. En el decadente imperio del norte, tasa de variación anual del IPC en julio de 2020 ha sido del 1%, 3 décimas superior a la del mes anterior. La variación mensual del IPC (Índice de Precios al Consumo) ha sido del 0,5%, de forma que la inflación acumulada en 2020 es del 0,8%. Como se observa, allí, la maquinita del Banco Central no genera inflación. Sin embargo, por estas latitudes, la derecha neoliberal insiste en que sí la emisión monetaria genera inflación.

No solo Jerome Powell desmiente dicho argumento. Argentina, con una fuerte emisión monetaria producto de la necesidad de inyectar dinero a fin de levantar el deteriorado sistema de salud y poner dinero en la industria y en la población, tendrá un marco inflacionario rondara 35% durante el 2020. No habrá que perder de vista que Macri dejo, además de un país seriamente endeudado, una inflación cercana al 55%

La mayor emisión monetaria se debe a la pandemia que azota al mundo. Esto ha llevado a que todos los gobiernos destinaran fuertes porcentajes de PBI para sostener la economía y cuidad la salud. Estimaciones mundiales dan cuenta que, el monto total del gasto fiscal a nivel global supera los US$7,2 billones, equivalente a unos US$1.152 per cápita.

No hay país en el mundo que no haya destinado más puntos de PBI para enfrentar la pandemia. Una pandemia que puso de rodillas el sistema sanitario y al económico también. Es la peor crisis desde 1930.

El país que más recursos destina de su PBI para enfrentar la crisis es Japón con un 21% del PIB, seguido por Luxemburgo (20%), y Bélgica (19%).

En lo que respeta a Latinoamérica, Perú lidera la lista regional de mayor gasto fiscal frente a la pandemia, 9% del PIB), mientras que en el otro extremo está Nicaragua, con un nivel de gasto igual a cero. Uruguay menos del 1%. México 1%; Chile, 5%, Brasil, 8%, Argentina, 3,5%.

Como se observa, países con mayores inversiones en PBI al igual que emisión monetaria, no padecen la presión inflacionaria como la que vive Argentina. Lo que revela que las razones la cual el país padece de este flagelo (inflación), habrá que buscarlo más por una apropiación de mayores ganancias y puja distributiva que por la emisión monetaria o las inversiones -la derecha lo define como gastos- que realiza el estado.

300x250.gif
Gestoria Noemi ok.jpg