Crean laboratorio de Cannabis medicinal bajo la tutela del municipio de Tigre y el CONICET

Tecnología y desarrollo científico al servicio de la población



En un mundo regido por la inteligencia artificial, los algoritmos, la investigación y desarrollo científico, resulta sumamente positivo que un municipio tome a estos elementos para volcarlos a mejorar la calidad de vida de la población. Tal el caso del municipio de Tigre que acaba de suscribir un importante convenio con el prestigioso CONICET. El mismo fue sellado entre el intendente Julio Zamora y la presidenta de la entidad, Ana María Franchi, a fin de poner en marcha un programa de investigación y desarrollo de productos herbarios y medicinales derivados del cannabis en el distrito. Además, se pondrá en marcha un laboratorio -en el predio del Puerto de Frutos- donde se producirá productos medicinales derivados del cannabis.

Seguramente, el otro paso que deberá discutir y analizar la población de todo el país es el uso recreativo y la venta egulada de cannabis en comercios habilitados a tal fin.


Al respeto, Zamora decía: “tenemos expectativas muy positivas con este convenio que firmamos junto al CONICET, que pretende consolidar en Tigre un centro de análisis del cannabis medicinal de acuerdo al cuadro normativo que habilita tanto la Ley Nacional como las reglamentaciones provinciales. Hay familias que requieren este producto para tratar diversas patologías y estamos con muchas esperanzas de transitar este camino que, sin dudas, generará más bienestar a nuestra comunidad”.


Y concluyó: “Para el Municipio de Tigre es un paso muy importante y tomaremos el compromiso de trabajar fuertemente en generar un recurso humano capacitado para el desarrollo de esta política que comienza a ser una realidad en Argentina”.


Vale recordar que en marzo del 2017, el Congreso de la Nación sancionó la Ley N° 27.350 denominada de “Investigación médica y científica del uso medicinal de la planta de cannabis y sus derivados”. En esa línea, el Concejo Deliberante local aprobó la Ordenanza de Nro. 3735 que establece un marco regulatorio en el ámbito del Municipio al acceso informado y seguro como recurso terapéutico, la investigación, el uso científico y la producción pública del cannabis y sus derivados, garantizando y promoviendo el cuidado integral de la salud.


“Este es un encuentro muy significativo ya que se trata de la firma de un convenio a nivel local para el desarrollo del cannabis medicinal. Hay una política muy clara de parte de la administración del Presidente de la Nación, Alberto Fernández, y aquí en Tigre notamos un gran interés del intendente Julio Zamora para llevarla a cabo. Este acuerdo de cooperación incluye, en principio, este primer estudio pero a futuro podremos sumar tópicos como los humedales, producción de alimentos y acciones tendientes al turismo”, remarcó Franchi.


El concejal Javier Parbst, impulsor del proyecto de ordenanza que diera lugar al uso dde cannabis medicinal en el distrito, agradeció al jefe comunal por la voluntad política de llevar adelante el proyecto y expresó: “Es un momento histórico para nuestro Municipio porque se trata de una ordenanza que impulsamos desde nuestro espacio. Es un primer paso para la investigación en Tigre y, a su vez, servirá para terminar con la estigmatización y darnos cuenta que tiene muchos beneficios para la salud”.


Silvia Kochen, investigadora del CONICET, sostuvo que “estamos contentos de haber hecho esta propuesta que fue muy bien recibida por el intendente Julio Zamora y consta de una primera planta piloto de desarrollo e investigación; aplicando las buenas prácticas de manufactura para garantizar la calidad del cultivo y producción. La idea es continuar apostando a este proyecto y lograr que Tigre sea un lugar de producción y venta de cannabis medicinal para nuestro país”.


El CONICET, principal organismo dedicado a la promoción de la ciencia y la tecnología en la Argentina, posee con la Unidad Ejecutora en Neurociencias y Sistemas Complejos (ENyS) con instrumental analítico de alta complejidad, recursos humanos y expertos en el análisis, aislamiento y purificación de cannabinoides y terpenos.