Zamora conjuga el verbo “asfalto en todos los barrios”

El municipio avanza con una obra de 6 mil metros de asfalto en el barrio La Bota de Benavídez




Seguramente, para aquella inmensa cantidad de vecinos que viven en calles asfaltadas, con agua corriente y cloacas, la pavimentación de calles podría ser un acto que no ingresa en el imaginario; ya lo tiene, lo disfrutan. Sin embargo, distritos como Tigre con una superficie de 360 km cuadrados, con miles de cuadras aún sin pavimentar, asfaltar 60 cuadras se convierte en verdadera noticia. Esto lo que sucede en Benavídez, más precisamente en el barrio La Bota, donde la comunidad celebra el trabajo realizado por el municipio en la calle Libertad entre Chubut y Misiones.


"Seguimos con los trabajos de pavimentación que nos habían solicitado los vecinos de la zona. Es una inversión muy importante por parte del Municipio de Tigre y el Gobierno nacional, que nos permite llegar con estas obras a lugares donde antes no se podía", destacó Zamora al momento de supervisar los trabajo.


Y agregó: “El asfalto significa más higiene urbana, mayor accesibilidad y viabilidad para peatones y vehículos que transitan por la zona. Es un progreso para el barrio que se complementa con trabajos de iluminación y obras de agua y cloacas".


Con sólo pensar que anualmente el municipio pavimenta poco más de 1000 cuadras al año, esto da una dimensión de lo que implica el rol de un Estado presente y activo. Comparativamente, municipios como el de Vicente López, con 35 km2, si llegara a pavimentar por ejemplo, 1.000 cuadras en un año - no tiene calles de tierra-, se podría decir (burdamente), que con semejante masa de cemento, podría techar la Avda. Maipú.


El peronista Zamora durante la recorrida estuvo acompañado por el secretario General, de Obras y Servicios Públicos, Pedro Heyde; y el delegado de Benavídez norte, Ernesto Kloster.