top of page

Un árbol de más de 200 años deja de dar frutos

Producto de un inadecuado talado, motosierra de por medio, vecinos lloran drástica elección

 


Columna de Fernando Gañete Blasco: fábulas urbanas

Había una vez un pueblito en el que sus habitantes vivían de un árbol de más de 200 años. Ese árbol daba tantos frutos que alimentaba a todos los que vivían en ese pueblo.

 

Para que no haya peleas, elegían a un administrador que repartía los frutos a los ciudadanos. Como en casi todos lados había gente codiciosa. Algunos de ellos engañaban a sus vecinos con los frutos y vendían las semillas a otros pueblos.

 

Paradójicamente, sus vecinos no sólo no los condenaban por ladrones sino que los admiraban por la riqueza y por tener propiedades en distintos pueblos. Y entre los administradores hubo mejores y peores. Muchos buscaban que a ningún vecino le faltara sus frutos.

 

A veces la sequía perjudicaba la cosecha, otras veces había quien saqueaba el árbol.

No faltó quien beneficiaba a sus amigos ricos. Hasta que un día apareció un señor que dijo tener una idea novedosa y que el pueblo no podía seguir dependiendo de un árbol.

 

Llegó con su motosierra, taló y destruyó al gran frutal. Prometió que era una gran solución que no comieran frutas por un tiempo.

 

El señor de la motosierra vendió la leña a sus amigos que hicieron negocios para otros pueblos. Los vecinos aun lloran por elegir a un administrador "distinto".

Comments


250x300.gif
Banner Pcia Seguros.gif
bottom of page