El Senado Provincial aprobó el proyecto de Ley “Alcohol Cero al Volante”

Sancionado por unanimidad. La iniciativa suprime el mínimo permitido (500 miligramos) de alcohol en sangre a la hora de conducir vehículos con motor y contempla penalidades severas para quienes la incumplan


Impulsada institucionalmente por el ministro de Transporte Jorge D´onofrio a instancais del gobernador Kicillof, esto a partir de recabar y comprender la necesidad de no pocos sectores de la comunidad, entre ellas Madres del Dolor, el Senado Provincial aprobó el proyecto de Ley “Alcohol Cero al Volante”. La iniciativa suprime el mínimo permitido (500 miligramos) de alcohol en sangre a la hora de conducir vehículos con motor y contempla penalidades severas para quienes la incumplan. El debate pasó a Diputados. La medida contó con el acompañamiento de todos los bloques.


“Es un gran avance para la Provincia, es muy importante que podamos implementar esta nueva ley, que será un paso fundamental para emprender el cambio cultural que pretendemos en la provincia en materia de seguridad vial”, subrayó el Ministro. Y agregó: “Desde que se creó el Ministerio nuestro objetivo principal fue el de bajar la cantidad de fallecidos en siniestros viales y junto con el gobernador Axel Kicillof creemos que le Ley de Alcohol Cero es un gran paso en ese sentido”.

Tras el visto bueno del Senado, D’Onofrio celebró el apoyo de las y los senadores, las distintas etapas de debate que nuclearon a varios actores y sectores comprometidos con la causa y el trabajo articulado para que el proyecto pueda avanzar. “La colaboración de todos los legisladores fue determinante para que esta ley llegue al recinto. Lo más relevante es que si vamos a tomar alcohol, no tenemos que manejar”, sostuvo el titular de la cartera de Transporte bonaerense.


Asimismo, D’Onofrio destacó que “acá se trata de salvar vidas”, y subrayó: “Tenemos índices horribles en siniestralidad vial y el alcohol está presente en un gran porcentaje de los casos, con grandes cantidades de muertes que incluso son difíciles de calcular. Tenemos que entender que la vida humana es el único bien que no es reemplazable”.


La nueva ley contempla penalidades como retención de la licencia e inhabilitación para conducir, arresto, multas y obligación de concurrir a cursos especiales de educación y capacitación para el correcto uso de la vía pública. Las puniciones tienen diferentes grados de aplicación de acuerdo a los niveles de alcohol en sangre detectados.


D´Onofrio renovó los agradecimientos para el cuerpo legislativo por el tratamiento de la propuesta que busca salvar vidas. “Agradecimiento y respeto, han hecho un abordaje integral, han participado de las comisiones todos los sectores, agradecimiento para la presidenta del Senado Verónica Magario, para todos los presidentes del bloque, especialmente Teresa García, a Sofía Vanelli que llevó adelante el tratamiento de la ley, y para hasta aquellos que no estaban de acuerdo, pero dieron el debate. El reconocimiento de toda la Provincia porque se han puesto a trabajar en una ley que era realmente necesaria”, cerró el titular de Transporte.