top of page

Romina del Plá en referencia al daño que ocasionará la Ley de Bases: “es un festival para empresarios y un ataque para el que produce riqueza”

A pedido del gobierno de los hermanos Milei, y con el acompañamiento del PRO, del bloque de la UCR que preside Rodrigo de Loredo y HCF, Miguel Picheto, y el rechazo de Unión por la Patria, el socialismo y la izquierda, la comisión de presupuesto de diputados dio curso al paquete fiscal y de reforma laboral. Regresa el Impuesto a las Ganacias para trabajadores.



Finalmente, el gobierno del autoritario e intolerante presidente Milei, en connivencia con diputados radicales que responden a la conducción de Rodrigo Loredo y de legisladores que responden a Miguel Picheto (Hacemos Coalición Federal, HCF), y el rechazo de socialistas, del bloque de Unión por la Patria y de la Izquierda Unida, logró que la Comisión de presupuesto de la Cámara de Diputados diera paso a la Ley de Bases y al paquete fiscal que contempla, entre otras realidades, el regreso del cobro del Impuesto a las ganancias a trabajadores. Y, dentro de la Ley de Bases, la reforma laboral, que promete esmerilar y perjudicar al trabajador, también fue aprobada. Además, seguramente lo más grave en la delegación de poderes que se le otorgará a un presidente que muestra serios síntomas de intolerancia, autoritarismo y desequilibrio emocional.


Al respecto, la diputada del Partido Obrero, Romina del Plá, dijo: “Todas las maniobras que se vivieron hoy en la comisión responden a querer ocultar que los proyectos que se dictaminaron son un festival para los empresarios y un ataque directo para quienes producimos riqueza, es decir, los trabajadores. Los bloques colaboracionistas que estuvieron en la marcha educativa pero no dieron quórum para el presupuesto y ahora dictaminaron estas legislaciones, finalmente se recibieron de chupamedias de este gobierno”.


Sobre el contenido de los proyectos denunció: “La reforma laboral es aberrante. Limita de manera anticonstitucional el derecho a huelga, que alarga el período de prueba y busca atar de manos a los trabajadores para que no enfrenten este ni ningún otro plan antiobrero. Nos quieren imponer un país sin derechos laborales, tratando de barrer las conquistas que logramos con decenas de décadas de lucha. Rechazamos también todo tipo de acuerdo que pueda llegar a haber con la burocracia sindical, que se prepara para manejar la caja de los fondos del cese laboral”.


Respecto del proyecto fiscal del oficialismo planteó que “para los trabajadores hay impuesto sobre los salarios, liquidación del monotributo social y derogación de las jubilaciones por moratoria. Para los empresarios hay moratoria impositiva, blanqueo de capitales y reducción de la alícuota a bienes personales. Si atamos los puntos, una vez más a los trabajadores nos hacen pagar la fiesta de los fugadores, de los narcos y de los empresarios”.


Finalmente, Del Plá concluyó: “Pero la fiesta de la casta tiene los días contados, la gente no va a seguir permitiendo estos atropellos. Están hundiendo al país en la miseria, pero la movilización del 23 fue un punto de inflexión. De esta crisis vamos a salir los trabajadores, pasándoles por encima a todos los que se enriquecen a costa nuestra”.


En tanto, desde el Bloque de Unión por la Patria dejaron en claro que "estamos frente a un Proyecto de Ley de Reforma Constitucional Encubierta. Y se trata de una reforma profunda de nuestro ordenamiento jurídico a la medida de grandes compañías locales y extranjeras de consumo masivo, de las principales cadenas de supermercados, de bancos privados nacionales y extranjeros, de empresas administradoras de tarjetas de crédito, de las principales empresas vinculadas a la actividad farmacéutica, de empresas de medicina prepaga, de laboratorios privados, de empresas ligadas al comercio electrónico y a las finanzas y, por supuesto, de empresas de telecomunicaciones, sólo por mencionar algunos ejemplos. En definitiva, no es más que la institucionalización de un gobierno de las corporaciones en abierta contradicción con lo establecido en el artículo 1° de la Constitución Nacional o, en otros términos, la expresión de un Poder Ejecutivo que en uso del derecho de iniciativa que la Norma Fundamental le confiere avanza de manera deliberada en la consolidación de un régimen en beneficio de los sectores más concentrados de la economía y, naturalmente, en detrimento del bien común".


Por otra parte, y siempre en esto de demostrar el daño que ocasionará el modelo que procura imponer el gobierno, UxP dice "son las modificaciones en materia tributaria como los beneficios que se otorgan al poder económico a través del Régimen de Incentivos para Grandes Inversiones que favorecen a sectores como la agroindustria, infraestructura, forestal, minería, gas y petróleo, energía y tecnología, sin considerar políticas de incentivos concretas para el sector industrial y/o PYME, en consonancia con el proceso de desindustrialización iniciado con las medidas adoptadas desde el inicio del mandato presidencial, la moratoria para la regularización de obligaciones tributarias, aduaneras y de seguridad social y la reducción de la alícuota máxima del impuesto a los Bienes Personales. Sin dudas, se trata de medidas que perjudican la recaudación tributaria nacional, empeoran la progresividad del sistema y representan una transferencia de ingresos fenomenal a los sectores más concentrados de la economía".

Comments


250x300.gif
Banner Pcia Seguros.gif
bottom of page