top of page

Pietragalla y Posse unidos por la patria y los Derechos Humanos 

A través de un acto realizado en el cementerio de Boulogne señalizaron el sitio con los nombres de las 24 víctimas del terrorismo de Estado asesinados por la dictadura cívico-militar del 76

 

Con el dolor que significa cada acto que evoca, recuerda y pone a la luz los terribles crímenes de lesa humanidad cometidos por la dictadura cívico-militar del 76, y también con la esperanza de que el camino de Memoria, Verdad y Justicia no tiene marcha atrás, el Secretario de Derechos Humanos de la Nación, Horacio Pietragalla Corti, junto al intendente radical, Gustavo Posse, numerosos familiares de víctimas del terrorismo de Estado, la senadora Teresa García y organismos de Derechos Humanos señalizaron el cementerio de Boulogne como sitio de la Memoria.


La presencia del jefe comunal, en un contexto electoral signado por candidatos de la ultraderecha que reivindican el terrorismo de Estado y niegan la desaparición de 30 mil personas y con el macrismo alineado en dicho espacio, la presencia de Posse no dejó de ser leída como una señal clara contra aquellos valores que defienden Macri-Milei.


En la oportunidad, esto fue el martes 14, se descubrió una placa con cada uno de los y las 24 personas asesinadas por el terrorismo de Estado que fueron enterradas como NN  en el cementerio de San Isidro.



El abogado Pablo Llonto evocó, sin nombrarlos, las figuras del fallecido intendente Melchor Posse y Jorge Sabattini (ex de Vicente López) al remarcar “la labor fundamental en el tema de preservar la documentación de los intendentes de San Isidro y Vicente López en el reinicio de la democracia”. 


El tramo más sobresaliente fue cuando Alejandro Lanuscou, a través de su recuerdo, puso en claro lo que significó la violación de derechos humanos y los crímenes de lesa humanidad cometidos en aquellos años. Los hermanos Barbará de tres años, Matilde de seis meses y Roberto Lanuscou de 4 años, respectivamente, fueron asesinados por uniformados, el padre estuvo detenido durante 8 años sufriendo todo tipo de torturas, al igual que la madre de esas criaturas.


Mientrs esto sucedía en Boulogne, dos calles que llevan el nombre de asesinos actuaban como testigos indeseables: Aramburu en Martínez y Lonardi en Beccar.


Comments


250x300.gif
Banner Pcia Seguros.gif
bottom of page