top of page

La provincia invita al debate: datos matan relato, bajó el delito

Según cifras aportadas por el gobernador, se redujo en un 22%, "esto no nos alegra", aclaró, invitando, tal vez, a un debate que la población está esperando a semanas de las elecciones y que la oposición parece esquivar



En manos del Procurador de la Provincia de Buenos Aires radica controlar y llevar estadísticas referidas a delitos. Sin embargo, para el responsable, el macrista Julio Conte Grand, al decir del gobernador Kicillof esto es una asignatura pendiente a la hora de hacerlas públicas con la debida contundencia.


De acuerdo con lo expresado por Axel Kicillof durante un acto de entrega de 1500 motos para toda la provincia, llevado adelante en el distrito de Merlo, en 2019 los homicidios dolosos fueron 954, en tanto en el 2022 la cifra descendió a 750. “Esto no nos alegra, que quede en claro, una sola muerte nos preocupa”, dijo el gobernador para agregar “sí es importante señalar que hemos descendido los niveles de homicidio en un 22%, esto nos indica que estamos bien encaminados, sabiendo que todavía nos falta mucho por recorrer”.


Otro dato expuesto durante el acto fue que en lo que lleva de gobierno, con dos años de pandemia, vale aclarar, la provincia compró 5.000 nuevos patrulleros que han sido distribuidos en cada uno de los 135 municipios de toda la provincia. Además de las 1500 motos (BMW) que acaban de entregar. También se compraron 80 mil chalecos antibalas de última generación. La anterior gestión provincial estuvo muy por debajo de estas cifras. Se estima que las compras de patrulleros no superaron los 3000.


El mandatario bonaerense rememoró que “en el conurbano había 790 móviles para 1100 cuadrículas, por lo que sólo el 25% del área podía patrullarse” cuando llegó a la gobernación, e indicó que “se había perdido el 5% en cantidad de agentes policiales y lo salarial era paupérrimo”.


"Le exigimos mucho a la policía, pero el Gobierno anterior la tenía sin equipamiento. Había menos policías, peor pagos y sin materiales. Los patrulleros estaban detonados y tenían, en su mayoría, más de un millón de kilómetros recorridos. El parque automotor era un depósito de chatarra. En el conurbano había 790 móviles para 1100 cuadrículas, una cobertura del 25 por ciento del área que debería patrullarse. Esto tiene una gravedad mayor porque, en el período del gobierno anterior se perdió más de un 5% en cantidad de agentes, casi cinco mil menos”, amplió el mandatario provincial.


Si bien la seguridad no puede limitarse a meras cuestiones policiales, sumar más efectivos o equipamientos, por ejemplo, cierto es que a 40 años de la restauración democrática las inversiones estatales en este segmento han sido considerables. Con sólo pensar que de los cerca de 30 mil efectivos policiales que había en los años 80, hoy los uniformados rondan los 90 mil, confirma que la seguridad no es un tema de más patrulleros y más comisarías. Que de hecho se han cuadriplicado con respecto a años anteriores. Lo fundamental es la prevención del delito y , sobre todo, el cuidado y protección social sobre sectores de alta vulnerabilidad. Cosa que no siempre sucede. Entre los discursos de una derecha que insiste en “meter balas” a diestra y siniestra y mira para otro lado ante una justicia laxa y connivente con el delito y el narcotráfico, el oficialismo intenta modificar esta situación.


Fue Sergio Massa quien, también en el acto de Merlo, junto al gobernador y al intendente Gustavo Menéndez, decía: “no puede ser que la policía detiene y detiene, y jueces y fiscales se hacen los distraídos, liberan y liberan”.

Otro dato que termina matando relato es el de construcción de escuelas. Desde la llegada de Kicillof se construyeron 174 establecimientos educativos en toda la provincia. Durante el anterior gobierno, 63. El gobierno de Juntos cerró escuelas y maltrató a la comunidad educativa.


Detrás de estas cifras aportadas por el gobernador se pone de relieve el rol del Estado. Y, a pocas semanas de las elecciones, la discusión de los dos modelos en pugna, uno que reivindica el rol del Estado (oficialismo) y el otro que lo reduce a su mínima expresión y le quita el cuño solidario y promotor de la producción nacional, bien sirve para valorar y cotejar. Ni más ni menos que debatir modelos políticos y salir de la violencia y la agresión que profesan ciertos dirigentes y dirigentas.

Comentarios


250x300.gif
Banner Pcia Seguros.gif
bottom of page