top of page

Choque en el San Martín: la mentira montada por el gobierno queda al descubierto

Trabajadores y dirigentes gremiales venían advirtiendo la falta de inversiones en estos últimos meses. El "no hay plata" primó sobre la seguridad de la población. Millonarias inversiones durante los últimos años desmienten el relato oficial.

El choque de dos formaciones de trenes de la línea San Martín, en las inmediaciones de la estación Retiro, volvió a colocar al gobierno nacional en el plano con el que seduce y persuade, y gobierna a su electorado: la falsedad de los hechos. En boca de funcionarios, y medios oficialistas, estuvo instalar la idea que el “accidente es la resultante de  años de desinversión kirchnerista”.


Personal ferroviario conjuntamente con dirigentes gremiales venían advirtiendo de fallas y de una manifiesta falta de mantenimiento en no pocos ramales. En lo que respecta al San Martín, señalaron fallas en el sistema de señalamiento y la falta de cables, aparentemente, debido al robo de los mismos. No fueron escuchados. En mano del juez federal Julián Ercolini y el fiscal Carlos Rívolo, cercanos al gobierno, recayó la causa. Una causa que, a diferencia de otros accidentes ferroviarios, no tiene a funcionarios involucrados, sólo trabajadores ferroviarios.


Miente, miente que algo quedará


Si el relato de la verdad se monta sobre datos falsos, en premisas equivocadas, la resultante terminará siendo falaz. Desafortunadamente, es la impronta de los nuevos vientos que soplan en no  pocos países a la hora de construir poder político. El accidente o incidente -la investigación judicial lo determinará-, en el San Martín pone de manifiesto esta metodología que no hace más que engañar y manipular a la población a través de un “trípode mortal” que actúa en armonía: poder político, judicial y mediático.


“Hace diez años no cambiaban ni un rulemán", sostuvo sin vergüenza y datos ciertos el  presidente de la Cámara de diputados, Martín Menem (La Libertad Avanza), para agregar que el accidente en Palermo "son las secuelas que dejó el kirchnerismo" por "falta de mantenimiento", "no adquisición de nuevas unidades" y "un déficit fenomenal".


Por lo visto, además de no haber tomado nunca un tren, tampoco se tomó la molestia de indagar sobre las múltiples inversiones realizadas en los últimos años. Sin ir muy lejos, en las inmediaciones del accidente, por caso, la inversiones se pueden ver en la recuperación de ramales como el Mitre, Belgrano y el propio San Martín. Así como la remoción de vías y durmientes marcaron las inversiones en los últimos años (el macrismo inicio algunas, las finalizó el gobierno de Alberto Fernández), lo propio sucedió con la renovación en materia de señalamiento y recuperación de estaciones. Al respecto, estaciones como Florida, Carapachay, Villa Adelina, J.L.Suárez,  Benavídez, Boulogne, Miguelete, son la muestra irrefutable de las inversiones que el gobierno oculta.


El ex ministro de Transporte, el peronista Alexis Guerrera, advirtió sobre la "falta de mantenimiento en el sistema ferroviario" y señaló que así el Gobierno "está jugando con la vida de la gente" tras el choque de una formación de trenes de la línea San Martín con una locomotora y un coche furgón vacío sobre el viaducto Palermo a la altura de la avenida Alcorta.


"Es un sistema de alto costo de mantenimiento porque es permanente. Con el slogan de ´no hay plata´, jugando con la vida de los argentinos, también dejó de hacer mantenimiento en el sistema ferroviario", sostuvo el ex titular de la cartera de Transporte.


"Venimos advirtiendo de esta situación desde hace algunos meses, cuando voltearon distintas licitaciones que estaban en marcha, a punto de ser adjudicadas, de repuestos de máquinas, de vías, de coches", remarcó.


Y alertó: "El camino evidente es la falta de mantenimiento, para prestar servicios muy malos, la gente esté muy disconforme y así terminen convenciéndola de que es necesario la privatización. Lo grave es que se juega con la vida de las personas".

Comments


250x300.gif
Banner Pcia Seguros.gif
bottom of page