“A Posse hay que cuidarlo y valorarlo” dijo Morales mientras le sacan el banquito


El sanisidrense pretende democracia interna para enfrentar la candidatura de Manes elegido por la mesa chica del radicalismo


Con una interna a flor de piel en Juntos por el Cambio, donde la estocada de Horacio Larreta va calando hasta el hueso al punto de que bajó del circuito electoral a Patricia Bullrich y eyectó a Mauricio Macri (corrido también por la justicia), y todo indica que imponiendo a Diego Santilli como primer candidato a diputado nacional por Bueno Aires y mientras la gerontocracia que controla el poder radical sacó de la galera a un desconocido Facundo Manes, generando bronca y malestar en el resto de los dirigentes, bajo este marco fue que el intendente Posse recibió (ayer) al gobernador de la provincia de Jujuy, Gerardo Morales. Un dirigente con peso nacional dentro de la estructura radical que viene de alentar y celebrar la candidatura de Manes. Tema que Gustavo Posse no digiere al punto que insite que presentará lista para ir a una interna


Si bien el encuentro entre Morales y Posse celebrado en el Museo Pueyrredón, sirvió para firmar un convenio de cooperación para intercambiar experiencias en políticas culturales, la interna cubrió parte de la conversación.

Morales, que carga con todos los modales y estilos que se le puede atribuir a lo peor de la política, apoya la candidatura de Manes para enfrentar al candidato del PRO: Diego Santilli. Al igual que otras radicales, por caso Mario Negri y Rodolfo Cornejo, pretende que sea un radical quien encabece la lista de diputados nacionales de la provincia de Buenos Aires. Tema que el PRO, por ahora, no acepta. Posse pretende ser actor relevante en la alquimia electoral; no traga eso de aceptar mansamente la candidatura de Manes a cambio de nada. Tema éste que, al decir de varios de los presente en el Museo Puyerredón, fue abordado durante el encuentro con Morales.


En la intimidad del poder de la UCR, están convencidos que la figura del doctor Manes podría volver a poner al radicalismo sobre un escenario electoral de jerarquía. También, así lo deslizan por lo bajo, son conscientes que una vez electo el médico terminara devorado en la jungla que significa el Congreso de la Nación.


“Es el único intendente radical que tenemos en el Gran Buenos Aires, por lo que hay que cuidarlo y valorarlo. El mayor aporte que podamos dar es el ejemplo en la gestión y él lo hace”, dijo Morales en referencia a Gustavo Posse. Cuidarlo y valorarlo, para Gustavo Posse será, seguramente, que la mesa chica de la UCR acepte que si no le permiten ir a internas talle a la hora de conformar las listas.


Por su parte, el jefe comunal valoró la visita del gobernador y afirmó: “Gerardo es un luchador en un lugar alejado del centro del país. Vamos a trabajar fuertemente para profundizar el intercambio cultural. San Isidro es un buen lugar para que desde el Área Metropolitana se pueda nacionalizar la presencia de Jujuy”.



Acerca del convenio

Entre los principales objetivos de este convenio que impulsa la articulación entre el Municipio de San Isidro y la provincia de Jujuy, se destaca el acceso de los derechos culturales de los habitantes en todas localidades; promover el arte, la creatividad y la participación ciudadana para lograr una transformación social; y la creación de espacios de formación e intercambios desde una perspectiva académica.


Del encuentro también participaron el ministro de Cultura y Turismo de Jujuy, Federico Posadas; la subsecretaria de Cultura de San Isidro, Eleonora Jaureguiberry; y funcionarios municipales.