San Isidro también salió del armario

Reclaman acciones municipales ya que no observan "políticas públicas de calidad y esto es por no entender la agenda del feminismo"

Así como en todo el país organizaciones LGBTIQ marcharon -el fin de semana-, ratificando que la construcción de un mundo, y país, en que la tolerancia y el respeto en la diversidad ha de ser elementos esenciales a la hora de construir una comunidad organizada, en San Isidro sucedió lo propios. Esto sucedía el pasado 1º de octubre donde cientos y cientos de vecinos del distrito se sumaron a la consigan “San Isidro sale del armario”.


Así fue como varias organizaciones LGBTIQ+ del distrito formaron el “Frente Orgullo San Isidro” para “visibilizar el activismo disidente en este territorio que históricamente fue y es sumamente hostil para nuestras identidades”, expresa el comunicado de prensa emitido por distintas organizaciones. Organizaciones, vale mencionar, que se acoplaron a la marcha nacional realizada en pasad fin de semana en la ciudad de Buenos Aires.


La sanisidrense Brianna Di Paola, referenta militante transfeminista y lesbiana de Mala Junta – Frente Patria Grande y directora de “Torta Documental” -el primer documental que se está filmando para visibilizar la historia del activismo lésbico en nuestro país- dijo: “es muy importante hacernos visibles en nuestro territorio. San Isidro históricamente fue un barrio sumamente hostil para las disidencias sexuales. Estamos cansadxs del hostigamiento y del disciplinamiento, de que nos normalicen desde la infancia educándonos bajo la heterosexualidad obligatoria. Por primera vez, nos organizamos para visibilizarnos juntxs, que sepan que existimos y que somos un montón. Tenemos que ser las representaciones que necesitábamos en la infancia y adolescencia, pero sobre todo para las que hoy necesitan reconocerse en nuestros cuerpos disidentes. Nos hacemos presentes para todas aquellas personas que se sienten parte de la comunidad LGBT+ sepan que no están solxs.”


En tren de hacer memoria y destacar cuñando se dieron los mejores pasos en lo que a construcción colectiva a inclusiva se refiere, las organizaciones LGBTIQ+ recordaron que “los gobiernos populares de Néstor y Cristina conseguimos derechos como la Ley de Matrimonio Igualitario, la Ley de Identidad de Género y la Ley de Cupo Laboral Trans”.


Depositando la mirada sobre el gobierno local, Brianna di Paola señalo que “en municipio más rico del país las mujeres y disidencias no acceden a políticas públicas de calidad y esto es por no entender la agenda del feminismo como fundamentales para la transformación concreta de la vida de todos los vecinos y vecinas. Es prioritario que podamos entender la urgencia que denunciamos los movimientos políticos y sociales ya que estas prácticas tienen un impacto directo y muy cruel sobre nuestras vidas”.