Paro en la línea 60

Por falta de acuerdo salarial y mejores condiciones laborales


A las cero hora de hoy, producto de la falta de respuesta por parte de la empresa DOTA, los y las trabajadores de la línea 60 de colectivos se encuentran realizando un paro de actividades. Cuestiones salariales y falta de seguridad laboral que al decir del cuerpo de delegados no encuentra eco en los empresarios, terminó por impulsar la medida de fuerza.


En el medio de esta discusión, la otra cara de la realidad proviene del reclamo patronal para que el Estado nacional amplíe el subsidio a las empresas de transporte. Mientras las provincia reclama cerca de 60 mil millones de pesos a fin de poder subsidiar el transporte, en particular el de las provincia donde el pasajero paga cifras siderales en pasajes, promedio 70/80 pesos, mientras en los pagos de Larreta y en el conurbano, la tarifa se encuentra muy por debajo, la nación remitió poco más de 35 mil millones. Dinero que los empresarios aseguran no cubre el normal funcionamiento, lo que torna “inviable la actividad”. Argumento no muy distinto a lo desplegado por los dueños de campos que no se cansan de pedir subsidios y bajas de impuestos mientras acumulan dólares en el país, y aquellos que depositan en guaridas fiscales.