Fernando Moreira satisfecho con el alto nivel de aislamiento en San Martín

1-Apr-2020

Medidas y acciones municipales para abordar la pandemia y cuidar a los vecinos más necesitados, sin descuidar al sector comercial y PyMe

 

 Foto archivo

 

Como lo vienen realizando día tras día, el intendente de San Martín Fernando Moreira recorre cada barrio, centro de salud y no pierde oportunidad para supervisar que comerciantes o empresarios inescrupulosos se entusiasmen con sobreprecios. Al respecto, fueron varios los comercios clausurados por el municipio por no dar cumplimiento al congelamiento de precio.

“Creo que todo el mundo ha comprendido la importancia de estar en casa” comentaba el jefe comunal para agregar: “no me queda más que agradecer a la mayoría de los y las vecinas que cumplen de manera ejemplar con el aislamiento”. Sobre el tema, Moreira destacó que los controles callejeros han sido efectivos y “a medida que pasan los días es menor la cantidad de infractores”.

 

Sin embargo, en distritos como San Martín el mayor desafió pasar por dos carriles más esenciales; además de atender la cuestión de salud, por cierto. Por ser la denominada capital de la industrial, ciertamente esmerilada  por las políticas de Cambiemos –decenas de Pymes debieron cerrar-, y siempre con el objeto de recuperar territorio perdido, ha puesto especial énfasis en atender al sector. Así como el gobierno nacional dispuso una serie de medidas  inyectando más de 350.000 millones de pesos para Pymes, y micropimes, bajando aportes patronales, difiriendo pagos de impuestos, congelando tarifas, y por otra parte exigiendo que no haya despidos, desde el municipio también se estudian medidas para acompañar y sumar más acciones a fin de enfrentar la natural recesión que traerá la pandemia.

 

 La otra preocupación es la contención y cuidado de vecinos y vecinas que viven en barrios y asentamientos precarios. Cerca de 100.000 personas que, al decir del Padre Pepe di Paola, integrante de Curas Opción por  los Pobres, requieren una atención especial.. La articulación entre municipio y organizaciones religiosas, ONG, y organizaciones políticas de base, es un pilar relevante a la hora de dar sustentabilidad a las políticas sociales.

Así como la Tarjeta Alimentar suministrada por el gobierno nacional -vía Ministerio de Desarrollo Social- a cerca de 15.000 personas en San Martín vino a dar un adecuado marco de justicia allí donde el gobierno anterior generó un amplio marco de pobreza, ahora, producto del COVID 19 las exigencias se ampliaron. De la mano del municipio se garantizan canastas alimentarias, se ampliaron los presupuestos para comedores y merenderos, y se reforzaron partidas para  Centro de Salud Barriales, por caso.

 

Por otra parte, así señalan desde las entrañas del intendente Moreira, se está trabajando para iniciar diversos planes de obras que demande mano de obra intensiva, por caso, pavimentos, veredas, refacciones de escuelas; y tendido de agua potable. Lo harán junto al Ministerio de Obras Públicas y se irá concretando una vez que el gobierno nacional vaya alivianando la cuarentena y habilitando ciertos segmentos de la economía.

Mientras tanto, la otra preocupación, que es al de todos los intendentes, pasa por el cobro de tasas; temen seria caída. Así como muchos vecinos podrían postergar pagos, no muy distinto sucederá en el sector comercial, aún en zonas muy residenciales y coqueta como resulta como son Ballester y San Andrés.

 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Please reload

300x250_ayudar.gif
ULTIMAS NOTICIAS
Please reload

Lea la Edición Impresa
Sigue "LO NUESTRO"
  • Facebook Basic Black
  • Twitter Basic Black

Categorías

Please reload

Monteverde 3297 | Olivos | Vicente López | 4794-6638

Presentado por